Decir lo siento...

Pedir perdón o decir lo siento, para algunas personas puede resultar muy difícil, incluso les genera un sufrimiento.

El orgullo nos puede, el no querer dar nuestro brazo a torcer, cuestión de no querer expresar nuestros sentimientos...y ese "lo siento", se nos agarra al corazón y oscurece nuestro alma...

Si nos hemos equivocado, si hemos dañado a alguien, sea de forma consciente o sin querer, debemos decir "lo siento"; eso nos libera, rompe las cadenas y nos hace humanos.

Un lo siento, puede arreglar muchas cosas, pero su ausencia, puede destruirlas. Perdonar es maravilloso, pero pedir perdón aún más, pues es en ese mismo instante, cuando reconocemos que nos hemos equivocado.

Alguien dijo una vez "podemos perdonar a la persona, pero no estamos obligados a perdonar la acción"...Cierto.

Pedir perdón y perdonar, son dos acciones que deben practicarse, no por gusto o por hobbie, sino por reconocimiento y aceptación de uno mismo.

Ligeros de equipaje debemos quedarnos, para viajar por la senda de la vida, de nuestra vida; coged todas las piedras de vuestras mochilas e idlas dejando una a una en el camino del pasado, porque es aquí y ahora cuando empieza nuestra curación...la llamamos "perdón".

"Si no perdonas por amor, perdona al menos por egoísmo, por tu propio bienestar" Dalai Lama

Entradas Recientes

Archivo

Tags

© 2017 el blog de las reinas

  • YouTube - Gris Círculo
  • Instagram - Gris Círculo
  • Facebook - Gris Círculo